Athletic Club 0; Sevilla FC 4. ¿Quién marcaba hoy a Llorente?

Definitivamente Jimenez se ha quitado de encima los complejos. Ha planteado un partido valiente, confiando en las posibilidades de su equipo y olvidándose del Toquero de turno. En el último enfrentamiento entre vascos y sevillístas, el debate de la semana previa versaba sobre quien marcaría a Llorente. Huelga decir que el tiro salió por la mismísima culata. Esta tarde, el equipo saltó a por el partido desde el primer pitido de Teixeira. No se conformó con ningún resultado a pesar de ponerse por delante en el minuto 5. Siempre quiso más, y fruto de esa ambición cayeron otros tres. Y pudieron ser varios más si el tiro de Negredo a la media vuelta no se estrella en el larguero o el cabezazo de Squillacci a centro de Renato no hubiera conseguido atajarlo Iraizoz. Muy bien el Sevilla, dominando de cabo a rabo el partido. Y muy bien Manolo Jimenez. Nos ha demostrado que no hay nadie imprescindible en esta plantilla. La no convocatoria de Zokora, Perotti y Adriano levantó algunas reticencias pero ahí estaban Lolo, Capel y Navarro para alejar los fantasmas.

El Sevilla actual comienza a parecerse a aquel equipo ganador que tanto nos hizo disfrutar y en el que daba igual quién saliera porque se jugaba de memoria. Por estar, Jimenez ha estado bien hasta en las declaraciones pos-partido. Templado, con un análisis muy atinado de lo acontecido y sin sacar pecho. Nosotros que hemos sido críticos en muchas ocasiones con el juego del Sevilla y por ende con Jimenez, hoy tenemos que darle un diez en todo al de El Arahal. Al menos nos cabe la satisfacción de confirmar que estábamos en lo cierto cuando decíamos que este equipo tenía que soltarse y apostar por un juego mucho más ofensivo. Solo un dato; en seis partidos oficiales, catorce goles a favor y  tres en contra. Los números hablan.

En lo que a los jugadores se refiere, partidazo de Negredo. Marcó un gol de delantero centro nato y le dió otro a Jesús Navas. Muy bien de nuevo Renato. Se ha dedicado a desactivar las supuestas minas que poblaban el centro del campo y ha demostrado que el balón podía jugarse raseado. Incluso por el centro, mire usted. El tercer triunfador de la noche a mi juicio; Don Diego Capel. Ha vuelto por sus fueros en lo que a velocidad y desborde se refiere. Acabó con la paciencia de Amorebieta, al que provocó la primera tarjeta amarilla. No contento, el defensa karateka, volvió a dar un codazo a Negredo en el primer minuto de la reanudación que debió suponer la segunda amarilla y su expulsión fulminante. Teixeira se hizo el gallego a pesar de ser cántabro. Pero bueno, estaba ahí Jesusito Navas que en su enésima internada por banda se topaba con el torpe jugador vasco. Olvidándose de que ya tenía una amarilla, Amorebieta volvió a sacar a pasear el codo, Teixeira que lo ve y lo manda directamente a aplacar sus subidas de testosterona con una ducha fria.

A partir de aquí, el Sevilla empezó a pensar en Glasgow y puso el piloto automático. Se dedicó a tocar y tocar hasta aburrir a los decaidos felinos. Unicamente el cachorrillo Muniaín, última apuesta de Jokin Caparrós por la cantera, ponía algo de chispa en el Athletic pero sin llegar nunca a comprometer el resultado.

Magnifico partido el que hemos presenciado esta tarde. El buen juego acompaña a los buenos resultados y eso se refleja en el ánimo de los aficionados. Por cierto, ¿alguien ha caido en la cuenta de que llevamos ya un mes sin hablar del entrenador?

¡Que dure, que dure !

Jugaron: Palop (2), Sergio Sánchez (2), Squillaci (2), Dragutinovic (2), Navarro (2), Lolo (3), Renato (3), Navas (2), Capel (3), Kanouté (1) y Negredo (3). En la segunda participaron Luis Fabiano (2), Acosta (1) y José Carlos (s.c.).

Goles: 0-1; Renato. 0-2; Negredo. 0-3; Kanouté. 0-4; Navas.

A no repetir errores

Esta tarde a las 6 nos vemos nuevamente las caras con los leones. Aún queda cerca ese día de marzo en el que perdímos las opciones de jugar la final (la segunda en tres años) de la Copa del Rey. Pero resultó que el león al que nos íbamos a comer, nos merendó a nosotros. Por si era poco el fervor que se respiraba en esos dias en el Bocho ante la posibilidad de jugar una nueva final después de muchos años, las palabras del presi Del Nido acabaron de rematar la faena. Esperemos que esta vez se guarde los comentarios para el final, si es que ganamos.

No debemos repetir los errores que cometímos hace seis meses. No sé si fue desidia de los jugadores, un planteamiento conservador del entrenador o ambas cosas, pero lo cierto es que aquel partido nos hizo sonrojarnos a todos y supuso un duro varapalo del que tardamos varias semanas en levantar cabeza.

Ahora se nos presenta la ocasión de redimirnos. En nuestro haber, un mejor estado de forma físico y sobre todo anímico que por aquellos entonces. En nuestra contra, la no convocatoria de tres pilares fundamentales esta temporada como Zokora, Perotti y Adriano. Bien está concederles descanso. Para eso, habría bastado con no alinearlos de inicio, pero, ¿era necesario no llevarlos ni convocados?. Personalmente, no me da buena espina esta decisión de Jimenez. Estoy de acuerdo con las rotaciones pero renunciar a un solo minuto de los tres jugadores más en forma  me parece muy arriesgado. Ojalá salga bien.

Finalmente deciros que el partido no será televisado por ninguno de los dos nuevos canales. Solo podrá presenciarse por PPV, así es que el que no tenga Digital+, ya se puede ir buscando un local donde lo pasen o en su defecto, jugársela por internet con rojadirecta.

¡¡ Suerte y al león!!