Encuesta de la semana: Las lesiones, cuestión de mala suerte

La mitad de los sevillistas que contestaron a nuestra encuesta de la semana, piensan que la mala racha de lesiones que está atravesando el equipo es únicamente cuestión de azar. Un tercio de ellos, por otra parte, opinan que el trabajo de los servicios físicos y médicos no conllevan el profesionalismo que se les supone, mientras que la posibilidad de que sean los jugadores quienes no lo den todo, queda para un diecisiete por ciento.

Os damos las gracias por el alto índice de participación en esta primera encuesta, a la vez que os animamos a que tomeis parte en la que mantendremos esta semana en nuestro apartado Encuesta del menú superior del blog. Podeis votar también justo aquí debajo:

Si esto es casualidad, nuestra mala suerte no tiene límites

En noviembre hicimos un artículo titulado “de lesiones y lesionados”. Ahora, el tema se vuelve a poner de actualidad, aunque realmente a mayor o menor nivel, nunca ha dejado de ser noticia esta temporada.

El caso es que, si el otro día hablabamos de que sin partidos entre semana, los jugadores se irían recuperando, nada más lejos. Caen como moscas y el último ha sido nada más y nada menos que Lautaro Acosta. El tobillo del Laucha no ha resistido ni dos semanas, pues después de tres meses de inactividad, hoy ha vuelto a resentirse y abandonó el entrenamiento con ayuda de los fisios. A día de hoy, es una duda más que seria para Montjuic. Ver video aqui (gracias JJ Acosta).

No queda ahí la cosa, por supuesto, porque Escudé tiene para cuatro semanas. Como en el parte médico facilitado ayer, casi que faltan sólo Palop y Jiménez, lo pegamos aquí íntegro:

Escudé: Julien Sufre una pequeña rotura miotendinosa en el bíceps femoral, por lo que estará de baja de tres a cuatro semanas en principio.

Konko: ha realizado trabajo en el campo con toque de balón y la evolución es buena. Su puesta a punto se ha ralentizado al sufrir días atras un fuerte proceso gripal.

Koné: ha realizado trabajo de fortalecimiento y potenciación en gimnasio. Después en el campo ha trabajado con botas (por primera vez desde la lesión) para reeducación de la marcha, de la carrera y toque de balón controlado. Hay que ir con cautela antes de aumentar la carga de trabajo, ser cautos puesto que no ha usado las botas hasta este martes y hay que comprobar la evolución de la rodilla y la masa muscular. 

Luis Fabiano: se está a la espera de los resultados de una resonancia de revisión para evaluar la evolución de la lesión, de la que aun tiene molestias. Se continua el trabajo de fisioterapia a la espera de la evolución.

Chevantón: ha realizado trabajo de gimnasio de tronco y piernas con buena sensación. No refiere dolor en la espalda.

Armenteros: ha sufrido un cuadro de gastroenteritis aguda con malestar general.

Por desgracia, sólo en el caso de Escudé y aproximadamente en el de Koné, conocemos los plazos de recuperación de nuestros futbolistas. Si, volvemos a repetir, todo esto es simplemente fruto de una desgraciada casualidad, nos ha mirado un tuerto pero de los dos ojos.

¿Como valorais esta situación?¿Pensais que es mala fortuna o que puede existir un mal funcionamento de los preparadores físicos y el cuerpo médico?

Otra buena noticia: sin sevillistas en la selección española

Parecerá una incongruencia que en este blog sevillista nos alegremos de que Del Bosque no haya llamado a ningún sevillista con el combinado nacional. Nada más lejos de la realidad. Después de la maldición de lesionados de la que parece que vamos saliendo, la mejor noticia posible es que los jugadores dejen de contar por un tiempo con sus seleccionadores. Más aún teniendo en cuenta que España disputará un intrascendente partido amistoso contra Chile, cuya única consecuencia pueden ser precisamente el maldito “Virus FIFA”. Capel, que ya se tuvo que marchar de la última concentración de la roja, y Fernando Navarro, que lleva meses viajando gratis por toda Europa sin jugar, se podrán quedar en casa para preparar los partidos de su equipo, como tiene que ser.

Uno de los principales afectados por ese mismo virus es Arouna Koné, de cuya recuperación hemos conocido hoy más detalles de boca del doctor Ribas: “La rodilla está estabilizada y en perfectas condiciones, incluso el ritmo de recuperación está siendo más rápido de lo habitual. Esperamos que pueda estar disponible para finales de enero”.

Sí tendrá que viajar Escudé con Francia, aunque confiemos en que su protagonismo sea el menor posible. Ya se sabe que a este futbolista le gusta pasar desapercibido. Que siga en la misma tónica.

No a las lesiones como excusa por sistema

Después del partido en Zorrilla del domingo, he venido leyendo en algunos blogs sevillistas que con tantas bajas no se le puede exigir al Sevilla que gane los partidos, porque así no hay equipo que sea capaz de mantener una racha. El que aquí escribe piensa algo diferente, pues para empezar, al que no se le exige no rinde, y a un equipo que viene de ganar todo lo que ha ganado sin que le regalen nada, hacerle eso sería restarle posibilidades de triunfo por parte sus propios aficionados.

Con quienes critican, (que no son los mismos que los primeros) el discurso tan optimista que viene manteniendo el presidente todos estos años porque mete más presión de la necesaria, también discrepo. El año pasado, Del Nido mantenía su discurso de ir a por Champions cuando el equipo estaba en la zona media de la tabla. Las más que manidas “circunstancias” bajo las que jugó el Sevilla esa temporada, hubiesen servido de excusa para justificar un décimo puesto liguero, pero el presidente exigía la misma meta que en verano. Luego, no se consiguió por la diferencia de goles, pero al menos se luchó hasta el penúltimo partido por ese objetivo.

Por todo, dar a entender que no se puede exigir al equipo por las bajas, es permitirle que no lo dé todo hasta el final.  Si el presidente, que nunca lo va a hacer, dijera como algunos blogueros que “con el equipo que llevamos a Lieja, normal que no aguantemos el tirón porque vaya mala suerte con las lesiones”, se estarían tirando puntos a la basura. El partido de Valladolid no se puede excusar en las bajas, porque con las mismas bajas el equipo se puso 0-2 arriba en un rato. Puede ser ineficacia del entrenador, diarrea mental de los jugadores o si me apuran mala suerte, pero no tienen culpa las bajas.

Cuando el equipo ganó al Stuttgart y sobre todo al Almería también había bajas y un equipo no mucho menos cansado que el que le metió dos a Asenjo. Entonces nadie recordó las bajas, al menos tras los 90 minutos. Hacerlo ahora es aprovechar para poner parches. Cuando el equipo salga al terreno de juego el jueves, deberá hacerlo con la mente puesta en ganar. Si a posteriori no lo consigue, que se analicen los motivos detenidamente, pero partir con el “si es que así no hay manera” por sistema, no es de equipo grande, ni de afición grande. Ahora más que nunca, hay que pensar en ese lema que sacó el Sevilla en la previa del Sevilla – Osasuna de UEFA Cup, que por cierto, dio resultado.

Nota post-post:

En la web oficial del club aparece hoy miercoles 6 de noviembre una noticia donde el presidente manifiesta entre otras cosas que  “la derrota ocurre por circunstancias puntuales. El equipo no supo jugar con diez y hay que buscar las razones por lo que eso se produjo”.

Por tanto, no íbamos mal encaminados en sevillistasderenault con este post, ¿verdad?.