Extractos del SÍ o SÍ (V)

Capitulo especial merece lo acontecido en la final de la Supercopa de Europa frente al Barça:

Ya en el partido, sentado al lado del Principe de Mónaco y a un asiento, por tanto del presidente del Barcelona, en el segundo gol arranqué los dos brazos de mi asiento para no levantarme, del gesto que hice al celebrar el gol pero aguantarme la emoción cuando Kanouté la metió de coronilla al borde del descanso. Menos mal que me agarró Pepe Castro que estaba detrás de mi, junto al presidente de la Junta, Manuel Chaves”.

El propio vicepresidente sevillista lo cuenta en primera persona:

“Después del segundo gol, veo que intenta levantarse, pero le sujeto, le calmo y le digo: Presidente, aguanta el tipo, que estamos rodeados de personalidades. Yo estoy igual que tu, pero aguanta.

Estaba tan nervioso que ya en el descuento se levanta y se va del palco. No puede mas y se va para abajo, deseando como estaba de abrazarse con los jugadores y ver como el Sevilla se proclama de nuevo campeón. Y ahí me quedo yo intentando explicar entre francés e inglés a todas las autoridades que para nosotros ese titulo era una cosa inimaginable y que el presidente no podía aguantar mas…”

Y yo me pregunto; ¿ nos veremos otra vez disfrutando de un trofeo de este nivel?

” Si no juego pronto me pego un tiro”

Hoy, Ernesto Javier Chevantón fué entrevistado por Radio Marca Sevilla con ocasión de su asistencia al acto de presentación del libro ” SI o SI”, biografía del presidente José María del Nido.

Chevantón tuvo palabras de elogio para el máximo mandatario sevillista ya que según el charrúa, Del Nido se preocupa constantemente del bienestar de todos los jugadores que componen la plantilla, y eso especialmente para los que venimos de fuera, es de agradecer.

A la pregunta de Andrés Ocaña sobre la evolución de su lesión declaró que, si bien su rodilla está perfecta, ahora sufre una tendinitis que no le permite entrenar con normalidad. Está realizando trabajo de gimnasio y no cree que pueda reparecer antes de diez dias.

Con su habitual vehemencia, Cheva manifestó que  no deja de comerse la cabeza después de tanto tiempo de inactividad y añadió en tono jocoso; “si no juego pronto me voy a pegar un tiro“.

El loco Chevantón; genio y figura en estado puro.