RC Deportivo LC 0; Sevilla FC 3. La pegada ha vuelto!!

Tremendo favor el que nos ha hecho hoy Lotina colocando sobre el campo a un equipo más diezmado de lo que debiera. Queriendo emular a Jimenez en el Camp Nou, dejó en el banquillo a los pocos buenos disponibles; Aranzubía,Valerón, Adrián, Manuel Pablo, Pablo Alvarez,… y colocó a muchos noveles entre los que destacaba únicamente Luis Filipe. Por cierto que al buen lateral portugués le amargó la noche nuestro Jesusito Navas que junto con Negredo fueron los mejores del partido. Para facilitar aún más las cosas, “el triste” diseñó hoy una estrategia consistente en atrincherarse atrás con cinco defensas y ceder el balón al Sevilla. Yo que tengo a Lotina por un buen entrenador tengo que reconocer que ayer ” la cagó” con la alineación y el sistema.

Aunque los primeros veinte minutos aburrían a las ovejas y no pude evitar varias cabezaditas, finalmente ocurrió lo que tenía que ocurrir,porque en fútbol y aunque sea solo de vez en cuando , las matemáticas se cumplen. Los nuestros aprovecharon el regalito y aunque como de costumbre empezamos jugando a nada hasta el punto de ceder más de una docena de veces el balón a Palop por pura impotencia, Jesús Navas se sacó de la chistera un pase en vaselina sobre Negredo que el madrileño, esta vez sí, mandó a la red adelantándose al portero Manu. A partir de aquí, al Depor no le quedó más remedio que irse arriba pero con poca pólvora. El único cartucho era el veterano Bodipo que como todo el mundo sabe pone mucha pelea pero nada de calidad. A pesar de ello, a punto estuvo el sevillano de aguarnos la noche porque en el único despiste de nuestra defensa, se coló entre los centrales y cayó dentro del área trás un leve contacto con Stankevicius. Para mí, jugada dudosilla que el bueno de Iturralde solucionó con falta en ataque del delantero. Desde que nos atracó a mano armada en Mallorca en 2007, se ve que no consigue dormir tranquilo y se ha vuelto más sevillista que Sánchez Pizjuán.

El Sevilla aprovechaba las contras para hacer daño y en una jugada de las que sólo sabe fabricarse Perotti, dejó a su marcador roto en varios pedazos y puso un centro que Renato cabeceó a la red con su habitual maestría. 0-2 y el partido que se encarrilaba. La escasa moral de los gallegos terminó de evaporarse trás un jugadón de raza de Álvaro Negredo que se fue por banda derecha, se coló hasta la cocina y entre tres defensas encontró el huquecito para dar el pase de la muerte a Navas que sólo tuvo que empujarla. Enorme esta noche Negredo. Ha marcado un gol y ha fabricado otro.

En los últimos minutos salió al campo Luis fabiano “el deseado”. Por televisión dio la impresión de que no estaba muy por la labor porque hacía gestos a Jimenez con los brazos extendidos como diciendo, ¿qué falta hace que salga yo ahora con un 0-3 ? Repito que esta es la impresión que daba por la tele aunque puede que no fuera eso. De cualquier modo, no salió precisamente enardecido al campo hasta el punto de fallar una ocasión clamorosa de las de sólo empujarla y que cuando el brasileño está enchufado no suele perdonar.  Hasta el final , mucha posesión sevillista dejando correr los minutos sabiendo que tenemos, salvo catátrofe, los dos pies en semifinales. El enemigo probable será el Getafe que ha batido hoy a domicilio al Mallorca por 1-2.

La pegada ha vuelto y esperemos que sea para quedarse. Cuando miro la clasificación y veo que este equipito del Depor está con un punto más que nosotros, se me revuelven las tripas y no puedo evitar acordarme de la cantidad de puntos dilapidados en nuestro campo. Tiempo hay para encarrilar de nuevo la liga, ya que la copa parece despejada hasta la siguiente eliminatoria.

Por el Sevilla FC jugaron: Palop (2), Stankevicius (2), Escudé (2), Drago (2), Fernando Navarro (2), Duscher (2), Romaric (1), Navas (3), Capel (2), Renato (2) y Negredo (3). También jugaron Perotti (3), Luis Fabiano (1) y Lolo (s.c).

At. Madrid 2; Sevilla FC 1. Mal partido y peor resultado.

Reconozco que me ha costado poner en orden mis ideas para escribir una mínima crónica y aviso a navegantes de que estoy un pelín desmoralizado. Y es que no se puede calificar precisamente de buen partido el que hemos presenciado esta noche. El peor Atlético que hayan visto mis ojos y un Sevilla que no ha mejorado a los rojiblancos nos han ofrecido hoy un pobrísimo espectáculo, especialmente en la primera parte. Más parecía un partido de solteros contra casados que un envite de la liga BBVA con dos históricos en liza. La única ocasión mencionable de los primeros 45 minutos fue el gol sevillista, obra de Renato tras saque de esquina de Perotti.

Y si mala fue la primera en cuanto a juego, peor fue la segunda en el sentido de que no se pueden cometer más despropósitos en menos tiempo. Unos supuestos profesionales que ganan su buen dinero por dedicarse en exclusiva a jugar al fútbol no pueden cometer errores de principiantes como el de Duscher, que se ha autoexpulsado por no saber medir las entradas. Y no es la primera vez que deja a su equipo con diez por su mala cabeza. O el de Navarro, que en la última jugada del partido hace una falta totalmente innecesaria que a la postre siginificaría el 2-1 obra de Antonio López de cabeza. Repito, no es de recibo tirar por la borda un botín que teníamos cobrado al final del primer tiempo. Apenas hubiéramos controlado minimamente el partido nos habríamos traido si o si los tres puntos porque el At. Madrid estaba practicamente muerto. Nosotros, solo nosotros, le hemos dado aire al contrario con nuestros errores del TBO. Muy cabreado debería estar Jimenez con el comportamiento de sus jugadores, imprópio de un equipo de la zona alta de la primera división española.

Ya he mencionado a los dos principales culpables de nuestra derrota pero ahora paso a opinar del resto. Los dos centrales titulares hoy han estado muy mal. Squillaci ha perdido de vista dos veces el balón y la segunda de ellas nos ha costado encajar el primero. Aquí ha habido un mucho de mala suerte, ya que el balón rebotado en la pierna del francés, cayó a piés de Forlán que incomprensiblemente se echa el balón demasiado largo y Palop, que acertó a adelantarse al uruguayo lo hizo con tan mala fortuna que el balón rechazado rebota en el cuerpo de Drago y se cuela inmisericorde en nuestra portería. Si tuviera pelos me los habría arrancado en ese mismo instante.

Si hablamos del centro del campo, el tándem Duscher – Romaric ha estado lamentable. El primero no consigue terminar un partido completo, sea por lesión, sea por expulsión como el caso de hoy. Su compañero de línea Romaric sigue demostrándonos a todos que no es el centrocampista de creación que necesita este equipo si queremos ser realmente un grande. No sale del pase fácil al que tiene al lado y a girarse continuamente sobre sí mismo pero sin avanzar un solo metro. Su lentitud en la transición del balón le hace totalmente previsible y anulable.

Arriba, Negredo desacertadísimo. Me niego a aceptar que este hombre sea tan tronco como parece. Yo me confieso admirador del Negredo de la etapa del Almería pero este jugador parece otro. Hace cosas sin sentido, se precipita en las acciones y se le nubla la vista en cuanto se acerca al área. Su sustituto, Koné, no solo no lo mejora sino que resta recursos defensivos al equipo porque baja andando. Francamente no sé si es que este hombre es tan poco maduro como aparenta o realmente no da más. Le perdonaron la roja directa en los últimos minutos por una entrada impresentable en una zona del campo sin peligro alguno. Ni siquiera Adriano que no salió hasta el minuto 60 ¿? ha sido capaz de cambiar la cara desangelada del equipo. Una desaplicación suya en el marcaje a Antonio López nos ha costado perder dos puntos en el último suspiro.

Y para el final dejo al entrenador. No se puede jugar peor, Sr. Jimenez. El Sevilla ha perdido todo el empaque que mostró hasta la jornada ocho o diez. ¿Dónde ha ido a parar ese juego preciosista, descarado y valiente que puso sobre el campo a partir de la derrota de Valencia?. El equipo se limita ahora a jugar andando, arropadito atrás y buscando el gol en un contragolpe. El problema es que cuando en el campo no están Kanouté, Luis Fabiano y Zokora, la empresa se torna harto complicada. Nos guste o no, el Sevilla ha sacado adelante muchos partidos gracias a las individualidades que tiene. El problema no viene de hoy, en el que han faltado los africanos. Ya hace muchos domingos que iniciamos la cuesta abajo y la desmoralización parece haber cundido entre los jugadores. Lo de Sergio Sánchez ha sido un palillo pero no cómo para justificar el pésimo partido de esta noche. Con decir que hemos hecho bueno a un contrario que está en horas bajas, bajísimas, siendo Reyes su mejor hombre sobre el campo.

En fin, que nos queda que pasar tela hasta que vuelvan los monstruos. Lo siento pero estoy de bajón.

Jugaron: Palop (1); Konko (1); Squillaci (0); Dragutinovic (1); Navarro (0); Duscher (0); Romaric (1); Navas (1); Perotti (1); Renato (1) y Negredo (0). En la segunda participaron Adriano (0); Koné (0) y Lolo (sc).

CD Tenerife 1; Sevilla FC 2. La pegada puede más que las bajas

No era Manolo Jiménez en sus inicios, ni mucho menos, un enamorado de las rotaciones. Partidos como el de hoy, sin embargo, le hacen ver que su reconversión no tiene más que elementos positivos. A pesar de las nueve bajas que se quedaron sin excursión al Teide, Jiménez ha maniatado con los once titulares de hoy (incluido Marc Valiente) a un Tenerife que fue de menos a más, pero que cuando llegó al más ya era demasiado tarde. Un espectacular Perotti y Renato, ya en la reanudación y con la pierna mala dejaron casi hecho un partido que complicó Nino. Al final los tres puntos viajan para la península para evitar que los dos de arriba se escapen. Con esto y ganando al Málaga el sábado, el segundo puesto será una realidad antes de diciembre.

A excepción de la sorprendente titularidad de Marc Valiente y la suplencia de Lolo, el de Arahal sacó lo mejor que tenía en cada puesto, y eso le bastó para saltar al terreno de juego con el bastón de mando agarrado. El Tenerife dudó en los primeros minutos y a punto estuvo de aprovecharlo el Sevilla nada más empezar, con un estratosférico pase al hueco de Luisfa que desaprovechó Kanouté con un tiro raso. Los locales no inquietaban a pesar del empuje de su hinchada, pero lo adelantado de su zaga permitía que nuestras afiladas bandas pulularan por los dominios de Aragoneses con peligro. En una de estas, a la media hora, galopada de Navas por la derecha que acaba en centro al segundo palo con Perotti solo. El “Monito” la ve venir y la mete para dentro sin contemplaciones. Esperemos que al argentino le haga crecerse el interés de los grandes, tanto como que Del Nido y Monchi aceleren su renovación y mejora de contrato.

Antes del descanso pudo Sicilia empatar de cabeza, pero su ocasión se marchó cerca del palo diestro de Javi Varas. Nada más retornar, Jiménez optó por volver a la táctica de un único punta y colocó a Romaric por Kanouté. La subida de Renato a la mediapunta provocó el cero a dos, pero a punto estuvo de salir más caro de lo esperado. Un error de Navas lo aprovechó el siempre atento Nino para robar y plantarse ante Varas. Valiente llegó haciendo honor a su apellido y le salió bien, aunque a punto estuvo de cometer penalti. Sin solución de continuidad llegó el segundo con un derechazo de Renato a la escuadra que parecía sentenciar.

Sin embargo, entre el acomodado marcador y la falta de otra referencia arriba además de Luisfa, los locales se fueron cada vez más arriba y más por empuje que por calidad comenzarona  merecer mejor suerte. Tanto que, cuando restaba un cuarto de hora para el final, Nino con una bonita volea daba carpetazo a más de dos meses de sequía goleadora. Con O´Fabuloso fundido, era la hora de Negredo para buscar la sentencia, pero el que más destacó fue Perotti aguantando balones y repartiendo el juego cuando más falta hacía. Al final no hubo sorpresa y conseguimos un triunfo sin demasiado brillo pero no por ello falto de trabajo. Ahora, sin deshacer la maleta, rumbo a Bucarest para dejar listo el liderato en Champions.

Por el Sevilla FC jugaron: Javi Varas (1); Konko (2), Squillaci (2), Marc Valiente (2), Fernando Navarro (2); Zokora (2), Renato (2), Jesús Navas (2), Perotti (3); Luis Fabiano (2) y Kanouté (1). También jugaron Romaric (1), Lolo (1) y Negredo (s.c)

Sevilla FC 2; Real Madrid 1. ¡Cuánto te echaba de menos!

Por fin, por fin, por fin. Dieciocho aficiones de Primera División esperaban ansiosas para saber si la “Ultragigamegagalaxia merengue” tenía algo de terrícola. Y sí, por fin han encontrado razones para creerlo. Pero no tiene mucho sentido abrir esta crónica hablando del rival, porque simplemente ha sido uno más de los rivales que de forma consecutiva han ido cayendo en nuestras manos. Una vez pasado el partido de Valencia, este equipo se ha estado empeñando en demostrar que no tiene nada que envidiarle al de los títulos. Hoy, ante un contrincante de enjundia, no sólo no ha dado el paso atrás que todavía muchos temíamos, sino que ha dado carpetazo a esa etapa en la que, con bajas o sin ellas, no respondía con su juego a lo que se esperaba de él.

Vodpod videos no longer available.

Desde el principio, aún teniendo en cuenta que este Real Madrid tiene más individualidades que cualquier otro Real Madrid que nos haya visitado últimamente, el equipo salió como aquel Sevilla que nos enamoraba. ¿Qué el Madrid está enfrente? Da igual, nosotros somos el Sevilla y podemos con ellos y con cualquiera. Ese es el espíritu que echábamos de menos y que ha vuelto, curiosamente con tres puntos más que meritorios de la mano. No había nada que inventar, simplemente fijarse en cómo se vapuleaba al rival antaño. Unas bandas como cuchillos, un centro del campo compacto y todo el equipo creyendo en sus posibilidades. Porque estoy convencido de que el 50% de todo esto es creer en que se puede. En cuanto a lo primero, Navas ha vuelto a ser el que era y aunque él no lo dice, Del Nido ha confirmado que está listo para dar el salto a la roja. En la otra banda, Perotti sigue aumentando su crédito mientras vuelve a aupar a Monchi en la Champions de los directores deportivos.

El Madrid, acostumbrado a empezar sacando casi con el uno a cero hecho, tardó en darse cuenta de que el contrario era mejor que él. Sobre todo porque olieron poco el balón y no supieron tapar el juego vertical de los nuestros. Y si querían entrar por el centro, que se fueran olvidando porque ese es territorio de Didier Zokora. No tendría palabras para calificar el partido del marfileño, que por cortar, casi le corta las uñas a Guti, que venía con la manicura francesa. Su última jugada fue un balón desde su sitio hasta el corner, donde forzó el saque de esquina para delirio de la afición. Pero es que con el pitido final, se fue a la portería de Gol Norte a pegar botes. De “mamazo”.

Este tipo de partidos arrancan siempre con un alegrón y esta vez corrió a cargo de Navas, que aprovechó la ineptitud de Marcelo en un centro de Fernando Navarro desde la izquierda para cabecear en el segundo palo. Por cierto, si Fernando Navarro estaba ahí fue porque ocupó el sitio de Squillaci. O no exactamente, porque se metió en la izquierda y obligó a Konko a jugar de central. Primero nos llevamos las manos a la cabeza por la decisión de Jiménez, y al final tuvímos que darle la razón al técnico, ya que, si Konko jugó bien de lateral, mejor aún lo hizo de central. A su lado estuvo Drago, que empezó con dudas pero acabó pletórico.

Pasado el descanso tocaba sentenciar para evitar apuros. La actitud sevillista fue la misma pero no contábamos con Iker Casillas. El paradón que le hizo a Perotti justo antes del empate madridista es lo más espectacular que he visto en mi vida bajo los palos. De gol a puerta vacía en el área pequeña pasamos a un paradón en el palo contrario. Y tanto nos afectó ese ocasión fallida, que en la primera ocasión de la segunda parte aprovechó Pepe para cabecear la igualada. Aquí se dio cuenta el Sevilla por primera vez en la noche de que el Madrid podía ganarle el partido. Fueron unos minutos de dudas que pudieron acabar en tragedia, pero cuando más lo necesitábamos y cuando pensábamos que Iker no lo permitiría, Renato, otra vez de cabeza, ponía el dos a uno y volvía a convertirse en el super-equipo que era antes de la machada de Casillas.

No se habla de Iturralde y eso demuestra una vez más que los árbitros son decisivos si lo permiten los equipos. No hemos dejado al vasco que sea determinante en el resultado y bajamos de la nube a los Galácticos de Mr. Floren. Esto es el fútbol, ya te puedes gastar todos los millones que quieras que eso no asegura nada. Este partido es de los que hacen grande a un equipo, porque el Madrid venía sabiendo que se lo iban a poner difícil pero no pudo hacer nada para evitar la derrota. Sin Cristiano Ronaldo y con las manidas rotaciones de Pellegrini, la prensa mesetaria ya tiene su inevitable coartada, pero aunque puedan engañar a un madridista de Ciudad Real, a mi nadie me convence de que éste Sevilla no es mejor que éste Real Madrid.

Para terminar, congratulémonos todos los sevillanos de haber ganado el duelo sevillano-madrileño del domingo. No podemos dejar escapar la oportunidad para agradecer al Betis por contribuir con un espectacular punto en Vallecas. Cada uno aporta lo que se espera de él, y eso es lo importante.

Por el Sevilla FC jugaron: Palop (2); Konko (3), Dragutinovic (3); Squillaci (s.c); Adriano (3); Zokora (3,5); Renato (3); Navas (3,5), Perotti (2); Negredo (2) y Luis Fabiano (2). También jugaron: Fernando Navarro (2); Capel (1) y Kanouté (s.c).

Athletic Club 0; Sevilla FC 4. ¿Quién marcaba hoy a Llorente?

Definitivamente Jimenez se ha quitado de encima los complejos. Ha planteado un partido valiente, confiando en las posibilidades de su equipo y olvidándose del Toquero de turno. En el último enfrentamiento entre vascos y sevillístas, el debate de la semana previa versaba sobre quien marcaría a Llorente. Huelga decir que el tiro salió por la mismísima culata. Esta tarde, el equipo saltó a por el partido desde el primer pitido de Teixeira. No se conformó con ningún resultado a pesar de ponerse por delante en el minuto 5. Siempre quiso más, y fruto de esa ambición cayeron otros tres. Y pudieron ser varios más si el tiro de Negredo a la media vuelta no se estrella en el larguero o el cabezazo de Squillacci a centro de Renato no hubiera conseguido atajarlo Iraizoz. Muy bien el Sevilla, dominando de cabo a rabo el partido. Y muy bien Manolo Jimenez. Nos ha demostrado que no hay nadie imprescindible en esta plantilla. La no convocatoria de Zokora, Perotti y Adriano levantó algunas reticencias pero ahí estaban Lolo, Capel y Navarro para alejar los fantasmas.

El Sevilla actual comienza a parecerse a aquel equipo ganador que tanto nos hizo disfrutar y en el que daba igual quién saliera porque se jugaba de memoria. Por estar, Jimenez ha estado bien hasta en las declaraciones pos-partido. Templado, con un análisis muy atinado de lo acontecido y sin sacar pecho. Nosotros que hemos sido críticos en muchas ocasiones con el juego del Sevilla y por ende con Jimenez, hoy tenemos que darle un diez en todo al de El Arahal. Al menos nos cabe la satisfacción de confirmar que estábamos en lo cierto cuando decíamos que este equipo tenía que soltarse y apostar por un juego mucho más ofensivo. Solo un dato; en seis partidos oficiales, catorce goles a favor y  tres en contra. Los números hablan.

En lo que a los jugadores se refiere, partidazo de Negredo. Marcó un gol de delantero centro nato y le dió otro a Jesús Navas. Muy bien de nuevo Renato. Se ha dedicado a desactivar las supuestas minas que poblaban el centro del campo y ha demostrado que el balón podía jugarse raseado. Incluso por el centro, mire usted. El tercer triunfador de la noche a mi juicio; Don Diego Capel. Ha vuelto por sus fueros en lo que a velocidad y desborde se refiere. Acabó con la paciencia de Amorebieta, al que provocó la primera tarjeta amarilla. No contento, el defensa karateka, volvió a dar un codazo a Negredo en el primer minuto de la reanudación que debió suponer la segunda amarilla y su expulsión fulminante. Teixeira se hizo el gallego a pesar de ser cántabro. Pero bueno, estaba ahí Jesusito Navas que en su enésima internada por banda se topaba con el torpe jugador vasco. Olvidándose de que ya tenía una amarilla, Amorebieta volvió a sacar a pasear el codo, Teixeira que lo ve y lo manda directamente a aplacar sus subidas de testosterona con una ducha fria.

A partir de aquí, el Sevilla empezó a pensar en Glasgow y puso el piloto automático. Se dedicó a tocar y tocar hasta aburrir a los decaidos felinos. Unicamente el cachorrillo Muniaín, última apuesta de Jokin Caparrós por la cantera, ponía algo de chispa en el Athletic pero sin llegar nunca a comprometer el resultado.

Magnifico partido el que hemos presenciado esta tarde. El buen juego acompaña a los buenos resultados y eso se refleja en el ánimo de los aficionados. Por cierto, ¿alguien ha caido en la cuenta de que llevamos ya un mes sin hablar del entrenador?

¡Que dure, que dure !

Jugaron: Palop (2), Sergio Sánchez (2), Squillaci (2), Dragutinovic (2), Navarro (2), Lolo (3), Renato (3), Navas (2), Capel (3), Kanouté (1) y Negredo (3). En la segunda participaron Luis Fabiano (2), Acosta (1) y José Carlos (s.c.).

Goles: 0-1; Renato. 0-2; Negredo. 0-3; Kanouté. 0-4; Navas.

Sevilla FC 2; FC Unirea Urziceni 0. Sin florituras pero líderes.

Afrontaba esta noche el Sevilla uno de esos partidos que todo el mundo espera que se resuelva sin problemas y con un resultado abultado. Al final, el Unirea no resultó ser tan débil como se decía y aunque no causó apenas problemas, se mantuvo muy ordenado en la primera parte y a punto estuvo de marcharse al descanso con el resultado inicial. El Sevilla no pudo desplegar el juego vistoso que sí le permitió hacer el Zaragoza, por lo que tuvo que recurrir a su pegada para resolver y colocarse líder en el grupo G, gracias al empate a uno entre Stuttgart y Rangers en tierras alemanas.

El inicio dejó ver lo que se esperaba, un Sevilla que no se iba a volver loco arriba y un Unirea al que la UEFA no le permitió colocar el carrito de la Cruz Roja bajo su portería, aunque lo intentó. Luis Fabiano, otra vez, salió enchufado y dejó muestras de su gran calidad, mientras que a Kanouté se le notó la falta de ritmo después de una semana de parón obligado por su expulsión en Valencia. Del brasileño, dijo el entrenador rumano Petrescu en la rueda de prensa pos-partido que es el mejor delantero del mundo actualmente.

El centro del campo fue ocupado otra vez por la dupla Zokora-Renato. El primero demostró que cuando termine de acoplarse al sistema va a ser una pieza clave en el dibujo sevillista, creando mucho peligro con sus entradas por el centro con total verticalidad. Es un cruce entre Poulsen y Keyta porque tiene la capacidad de sacrificio del primero y la actitud ofensiva del segundo. En los primeros minutos el peligro sevillista llegó de la mano de Capel, que trajo por la calle de la amargura al lateral diestro rumano.

Sin embargo, los de Petrescu buscaban continuamente cortar el juego de su rival con numerosos parones fingidos e innecesarios. Tanto fue así que los dos equipos se encaminaban ya al descanso sin goles en el marcador hasta que, justo en el 45, Renato puso un balón al borde del área donde estaba Luis Fabiano. La conexión carioca funcionó y Luisfa de fuerte disparo logró su tercer tanto en cinco días para poner por delante a su equipo con un gol de esos que llaman psicológicos.

Ya en la segunda parte las cosas no cambiaron demasiado y el Unirea en ningún momento mostró ambición por mejorar el resultado. Por tanto, Jiménez tampoco se volvió loco y comenzó a pensar en el partido que se presume a cara de perro el sábado en Pamplona. El primer cambio del arahalense sacó del terreno de juego a Capel para buscar mayor profundidad con Perotti. El almeriense estaba siendo hasta ese momento uno de los mejores del partido pero parece ser que en la tablilla de cambios, siempre aparece su número. Juegue bien o juegue mal siempre es el primer sacrificado. Navas no estaba haciendo apenas nada y Jimenez lo mantuvo en el campo. Perotti por su parte volvió a demostrar que es uno de los más enchufados de la plantilla y sirvió de balones a la dupla ofensiva. Dicha pareja se vio modificada poco después para que Kanouté dejara paso a un Álvaro Negredo que no termina de dar lo que se espera de él aunque la grada le aplaude hasta cuando acude a la banda a beber agua. El madrileño, no obstante, gozó de una gran ocasión desde fuera del área con un disparo raso que acabó en corner. El Sevilla, sin poner toda la carne en el asador, buscaba el gol de la tranquilidad y llegó desde la esquina, con un balón al área pequeña que cabeceó Luis Fabiano hacia el segundo palo para que Renato lograse el dos a cero. Intercambio de papeles con respecto al primer gol que no daba opciones a los de Urziceni.

A partir de ahí, poco que contar si obviamos una nueva ocasión de Renato, el mejor del partido, que esta vez acabó en el poste. Zokora, que dejó su puesto a Lolo, supuso el último recambio de un partido que no pasará a la historia futbolísticamente hablando, pero que deja al Sevilla como líder en solitario del grupo con las dos salidas más complicadas por delante. La primera será a una ciudad que nos trae inmejorables recuerdos. “Te quiero Glasgow”.

Por el Sevilla FC jugaron: Palop (2); Sergio Sánchez (2); Squillaci (2); Escudé (2); Fernando Navarro (2); Navas (2); Zokora (3); Renato (3); Capel (3); Luis Fabiano (3) y Kanouté (2). También jugaron Perotti (2); Negredo (1) y Lolo (s.c).

Ya está aquí el Carranza 2009

La LV edición del Trofeo Ramón de Carranza está a punto de comenzar. Un verano más, la ciudad de Cádiz se convierte en el referente futbolístico al contar con el cartel más llamativo de la pretemporada y la esperada cita futbolística se jugará los próximos días 13, 14 y 15 de agosto.

El que se ha dado en llamar ‘Trofeo de los Trofeos’ contará con un cartel netamente nacional, al igual que en las últimas tres ediciones, y tendrá la participación del Sevilla FC, Valencia CF y Deportivo de La Coruña, además del propio Cádiz CF

Para aquellos aficionados sevillistas que quieran desplazarse a la tacita de plata para presenciar in situ los dos partidos que disputará nuestro equipo, decir que  el horario de taquillas del Estadio Ramón de Carranza es el siguiente:

del lunes 10 al miércoles 12 de 10 a 13:30 y de 17:30 a 19:45 horas.

Durante los tres dias de partido que serán 13, 14 y 15, habrá horario ininterrumpido de 10 a 22:15.

Los emparejamientos de esta edición son los siguientes:

-Primera semifinal; Cádiz CF – Deportivo La Coruña, jueves 13 a las 22 horas.

-Segunda semifinal: Sevilla FC – Valencia CF, viernes 14 a las 22 horas.

-Partido de consolación; sábado 15 a las 18:30 horas .

-Gran final; sábado 15 a las 22 horas.

El precio de los abonos oscila entre los 44 euros de los fondos y los 89 euros de Tribuna de preferencia. El de las entradas para los partidos de semifinales y final va de los 19 a los 36 euros para las mismas localidades. Para el partido de consolocación, los precios son más económicos y van desde los 9 a los 19 euros. El público infantil paga algo menos del 50%. A estos precios se le sumará la cantidad de un euro, en el caso de los abonos, y de 0,5 euros en el caso de las entradas. Este suplemento estará destinado al fútbol modesto.

El prestigioso Trofeo Carranza constituye una buena piedra de toque para calibrar el verdadero potencial que podemos esperar del nuevo Sevilla. El enfrentamiento con el Valencia CF de Emery del viernes 14 supondrá realmente el primer partido en el que el entrenador debe olvidarse de probaturas y optar por la presumible alineación titular con la que arrancará la liga un par de semanas después.

En cuanto a fichajes, no se descarta la llegada aún de uno o dos jugadores, a saber, un mediocentro creativo y el famoso delantero de garantías -el brasileño Fred es el que cuenta con mas opciones-  que debe complementar arriba a Luis Fabiano y Kanouté.

Nos consta que Manolo Jimenez está algo inquieto con la imagen ofrecida por el equipo durante la pretemporada. Magnífica ocasión por tanto para volver a ilusionar a los aficionados con juego y goles. El problema es que nuestros ocho internacionales convocados por sus respectivas selecciones;  Squillaci, Escudé, Luis Fabiano, Koné, Romaric, Zokora, Duda y Drago, -todos extranjeros como puede verse porque al parecer los jugadores nacionales no son dignos de representar a España-  jugarán el miercoles 12 sus partidos. A pesar de que Monchi anunció la presencia de todos ellos en el Carranza, no las tengo yo todas conmigo de que pueda conseguirse. Para colmo de males, Renato se ha retirado hoy lesionado del entrenamiento.

Finalizar diciendo que la retransmisión televisiva de los cuatro encuentros del trofeo está anunciada por Canal Sur. Veremos si “la nuestra”, cumple con sevillistas y cadistas.