Fumata roja en Los Palacios

Por fin. Después de años de insistencia por parte de los medios de comunicación, y últimamente también de los propios rectores del club sevillista, Jesús Navas ha cumplido con su parte del trato y ha confirmado en sala de prensa que, ahora sí, está listo para afrontar una convocatoria de la selección española absoluta. Todo se precipitó tras el partido ante el Real Madrid, en el que los medios capitalinos vieron que Navas estaba siendo desaprovechado jugando sólo en el Sevilla. Por ello, tras alguna que otra reunión con Monchi, Del Nido e incluso Fernando Hierro, Navas ha cogido el toro por los cuernos y se apunta a una posible convocatoria de la roja. La próxima, en unos días para los dos amistosos ante Argentina en Madrid y Austria en Viena.

Vodpod videos no longer available.

Otro asunto a debatir es si Navas encaja o no en el sistema de juego de nuestro combinado nacional. Fuimos campeones de Europa sin bandas y con la llegada de Del Bosque se intentó reconvertir el estilo con Capel y Riera en los extremos, algo que fue finalmente desechado. Suponemos que cuando ha mostrado tanto interés, el seleccionador tendrá claro que le sirve. ¿Os imaginais que decide ahora no convocarlo?

El “7” de España

Ni Raúl, como todavía algunos pasados de moda se empeñan en reclamar, ni el lesionado Villa que se tuvo que quedar en tierra. Hoy, sobre el césped del Republican Stadium de Yereván, el “7” de España ha sido Álvaro Negredo, 33º jugador sevillista en la historia que se coloca la casaca roja de la selección española. A decir verdad, el debut ha sido más significativo que espectacular, puesto que tanto el terreno de juego como el estilo de los armenios no eran los más propicios para ver lucirse al vallecano. Sea como fuere, Negredo ha hecho historia sevillista en los escasos dos meses que lleva en nuestro club.

Por cierto, tampoco le ha ido mal a Didier Zokora, que ha confirmado como capitán de Costa de Marfil el pase al Mundial de Sudáfrica con un triunfo ante la selección de Malawi. A ver como les va a los franceses, que ni dependen de ellos mismos para clasificarse. Todo hace indicar que acabarán necesitando la eliminatoria de repesca.